30/11/08

La Canzone del Mare


Marcelo era un marinero joven que de vez en cuando nos visitaba para vendernos algo de pescado fresco,conocía  a todos los señoritos de Roma que llegaban a la isla para veranear o fines de semana para organizar fiestas privadas...-Ciaaaaao spagnolooo!, nos gritaba al acercarse en su barca y saludándonos con la mano derecha,en la cuál asomaban unos papeles...-stasera... stasera!.
Eran unos pases para uno de esos cocktails. La fiesta estaba organizada en lo mas alto del Monte Solaro,la montaña mas alta de Capri, el destino del telesilla panorámico y donde se alberga el club La Canzone del Mare, muy selecto y en donde se pueden ver con toda naturalidad a la jet italiana mas famosa del momento como Sofia Loren, Mastroianni, Gassman, Peppino di Capri ... 
Los tres parecíamos mas italianos que nunca ,Carol con sus pantalones Capri..
A medida que subiamos por el telesilla se iba oyendo cada vez mas fuerte la música y el jolgorio de la gente. Yá en la entrada, aglomerada por gritos de  jovencitas menores con tarjetas en las manos para conseguir un autógrafo de algún actor o cantante,nos dispusimos a entrar,el lugar era enorme,con una piscina gigante en el centro y alrededor sillas y mesas,tambien había un escenario y alguien cantando... ¡¡¡No puede ser es Peppino di Capri con sus Rokes!!!  en un segundo me encontraba al lado de una muchacha morena y de ojos verdes bailando y retorciendo las piernas como nunca con el T'hanno visto domenica sera
Al fondo ví a Marcello con tres señoritas a su alrededor,Carol y Bertín se besuqueaban y la gente bailaba, hablaba y los Martinis y el TwIsT los enloquecía...
-come ti chiami?  -Bruna...sus ojos si que me enloquecían...

2 comentarios:

Zinquirilla dijo...

No sale el enlace. Por cierto, es una historia lo que contáis o un relato suelto? Me ha gustado mucho como describís el ambiente de la época.

Eva dijo...

Holaaaaaa
Buscándome por la red he visto tu blog y que me tienes linkeada...¡Muchas Gracias!
¡Tu blog me encanta! Eres de los mios, je yeyé...Con tu permiso, te linkearé también y visitaré, por supuesto.
Eva....y yo que sé de eso...

Capri